sábado, 21 de septiembre de 2013

COLITA DE PATO (Desde el corazón de Prim) Capítulo 2

Hola!!!!  Aquí les dejo el segundo capítulo de la historia. realmente soy bastante inutil con el manejo de blogs así que disculpen los errores que pueden haber. Trato simplemente de darle una mano a Kat . espero que disfruten la historia

II


       Primrose Everdeen…. Soy yo. Claro, lo mismo que cuando  a veces me llaman en el colegio por mi nombre completo. Casi todo el mundo me llama Prim por eso tardo un instante en darme cuenta que soy yo cuando dicen Primorose. Como en la escuela, como ahora… Pero ahora no estoy en la escuela…

     Siento que una mano gigante se mete en mi pecho y me aprieta fuerte el corazón.  Miro alrededor mi buscando a Katniss o a mi mamá para que me abracen y protejan pro que siento mucho miedo. Los otros niños que están conmigo bajan la cabeza y se van apartando. Empiezo a caminar por el pasillo que van dejando, porque no tengo idea de hacia dónde debo ir. Llego al camino central y puedo ver el estrado y lo que me espera. No miro a los costados ni soy consciente de si estoy caminando o no, pero debo estar haciéndolo porque estoy acercándome cada vez más.    

      Montones de imágenes van pasando por mi cabeza como en mis pesadillas, veo a mi papá alejándose, a mi madre enferma de tristeza, a mi hermana llorando, a Buttercup y a Lady contemplando  mi cadáver sin saber qué hacer. Cierro un instante mis ojos pensando en que Buttercup  va a caminar sobre mí para despertarme y derrotar a esta pesadilla. Pero los abro y la pesadilla sigue.
 
      Me estoy acercando al estrado.  Puedo ver a las personas que están allí.  Ellos me miran también. La mujer de la peluca rosa me mira con una sonrisa y creo que hace un gesto de extenderme la mano, el alcalde parece triste y el otro  señor está medio borracho y parece no entender bien lo que pasa.  Tengo miedo de caerme. De pronto siento necesidad de hablar con Katniss, tengo que recomendarle como ordeñar a Lady, que cuide a mamá,  que trate bien a Buttercup, que él va a protegerla de sus pesadillas, que cepille el pelo de mamá, que no esté enojada con ella….      El grito me saca por un momento de mis pensamientos:
_¡¡Prim!!_ … _¡¡Prim!!_
      Katniss, mi adorada hermana, me preparo para decirle todo en lo que estuve pensando en esos instantes de camino al estrado, estoy por subir el primer escalón cuando siento que me agarran, … Katniss me coloca de tras de ella y grita
_¡Me presento voluntaria! _ … ¡Me presento voluntaria como tributo_
Voy a empezar a hablar cuando caigo en la cuenta de lo que significan las palabras de mi hermana, de lo que ha hecho. La abrazo, la abrazo lo más fuerte que puedo para que no me la quiten.. grito y lloro….
_¡No Katniss!_  ¡No!_ _¡No puedes ir!_
          Katniss me pide que la suelte pero no voy a hacerlo, no vas a ir por mí, no vas a morir por mí. No voy a dejarte nunca,  nunca,  nunca…. Trato de abrazarla con más fuerza para que no me deje.       Algo me arranca de su lado, es Gale, el amigo de Katniss, que me carga en sus hombros mientras sigo gritando  hasta quedarme sin voz. Lo golpeo una y otra vez para que me suelte. 
      Gale me deja al lado de mi mama quien me abraza y acaricia mi pelo mientras tengo un ataque de llanto incontenible.  No puedo dejar de llorar preguntándome por qué… por qué una y otra vez.  Escucho murmullos, no veo lo que pasa en este momento, no me interesa. Sólo quiero a mi hermana.      Mamá y otras personas me calman. Miro con miedo al estrado donde está Katniss, donde debería estar yo. Al lado de mi hermana hay un muchacho. Lo reconozco. Es el hijo del panadero. Creo que se llama Peeta. 




 

2 comentarios: